Remedio tradicional de la abuela para tratar el asma, la bronquitis, la tos y enfermedades pulmonares

Daniela Echeverri Castro·
02 Octubre, 2020
Este artículo ha sido verificado y aprobado por la dietista Renata Sylwia Kosierb Fernández al
29 Diciembre, 2018
La combinación de algunos ingredientes naturales nos permite hacer un jarabe casero para aliviar los síntomas de las enfermedades pulmonares.

Las enfermedades pulmonares son aquellas que comprometen la salud del pulmón y las vías respiratorias, evitando que trabajen de manera eficiente. Se desarrollan, en su mayoría, por un debilitamiento del sistema inmunitario. Sin embargo, también pueden tener su origen en procesos inflamatorios y factores genéticos.

Independientemente del tipo de problema respiratorio, es fundamental acudir al médico para recibir un tratamiento adecuado. Si bien algunos son de carácter leve y esporádico, otros conducen a graves complicaciones que ponen en riesgo la vida.

La buena noticia es que hay muchas formas de aliviarlos, sobre todo cuando se detectan en sus etapas iniciales. Entre las opciones nos encontramos con una preparación tradicional de origen natural, que se puede emplear como complemento al tratamiento farmacológico, si el médico así lo autoriza.

Tipos de enfermedades pulmonares y factores de riesgo

salud pulmonar

Las enfermedades pulmonares hacen referencia a aquellos trastornos que afectan los pulmones, tales como el asma, la bronquitis, la tos y los resfriados. Asimismo, incluyen patologías crónicas como la enfermedad pulmonar obstructiva crónica (EPOC), neumonía, cáncer de pulmón e hipertensión pulmonar.

Cada una de estas condiciones se manifiesta de forma distinta y pueden tener varios niveles de gravedad. Sin embargo, suelen tener factores de riesgo similares. Los más frecuentes son los siguientes:

  • Sobrepeso y obesidad
  • Historial de problemas respiratorios
  • Exposición a ambientes contaminados
  • Antecedentes familiares de enfermedades pulmonares
  • Contacto con personas infectadas por virus o bacterias
  • Consumir excesivo de cigarrillo o exposición a su humo
  • Inhalación de polvo y productos químicos en el medio laboral

Ver también: Auscultación pulmonar

Remedio tradicional de la abuela para las enfermedades pulmonares más comunes

Las personas que padecen enfermedades pulmonares están en la búsqueda de hábitos y complementos para mejorar su calidad de vida. Por eso, además de cuidar su alimentación y hacer ejercicio físico, apoyan el tratamiento que les pauta el médico con preparados de origen natural, o mejor dicho, con remedios de abuelas.

Si bien estas alternativas no remplazan los medicamentos recetados por el especialista, sí pueden ser una ayuda para controlar los síntomas. De hecho, se considera que su ingesta regular contribuye a abrir el apetito, recuperar fuerzas y fortalecer el sistema inmunitario

enfermedades pulmonares

El remedio que queremos compartir en esta oportunidad es una de las populares “recetas de la abuela” para aliviar algunas molestias asociadas a enfermedades como el asma, la bronquitis, la tos y las alergias.

Ingredientes

  • 1,5 litros de agua
  • 2 limones medianos
  • 210 gramos de miel cruda
  • 300 gramos de jarabe de arce
  • ½ kilo de cebollas moradas

Preparación

  • Para empezar, incorpora el jarabe de arce en una sartén y precaliéntalo a fuego medio.  Luego, agrégale la cebolla morada, previamente picada en rodajas, y cocina durante un par de minutos.
  • Incorpora el agua y deja hervir a fuego medio hasta que se reduzca a un tercio. Espera que repose y, mientras tanto, exprime los limones.
  • Añade a la preparación la miel cruda y el jugo de limón. Remueve bien todo hasta que quede completamente integrado.
  • Por último, tapa la preparación y déjala reposar toda la noche. A la mañana siguiente, cuélala y envásala en un frasco de vidrio con tapa.

Modo de consumo

  • Ingiere una cucharada de remedio antes de cada comida principal.
  • Repite su consumo todos los días hasta que sientas una mejoría de los síntomas.
  • Los niños pueden tomar el preparado, pero en dosis de una cucharadita al día (si su médico así lo autoriza).
  • Para el alivio de la gripe, los resfriados y a tos, lo puedes agregar en una taza de agua caliente.

Nota: si tienes una enfermedad pulmonar y estás bajo tratamiento médico, consulta con el profesional antes de tomar esta preparación. Ten en cuenta que a veces sus componentes no interactúan bien con los medicamentos.

Te puede interesar: Interacciones entre fármacos y alimentos

¿Por qué se recomienda tanto este remedio?

Este interesante jarabe natural combina los nutrientes y las propiedades de alimentos que son muy beneficiosos para el organismo en general. Por ello mismo, la sabiduría popular considera que ayuda a fortalecer el sistema inmunitario y reponer fuerzas.

Cebolla

La cebolla

La cebolla es un alimento que

Según los expertos de la Asociación 5 al día, “las cebollas son ricas en flavonoides, compuestos fenólicos y compuestos azufrados (sulfóxido alkyl cisteina), reponsables de su aroma. Entre los flavonoides, los antocianos son los responsables del color rosado o violáceo de determinadas variedades de cebolla, pero sobre todo destaca el contenido en miricetina y quercetina (300 mg/100g)”.

La quercetina es una sustancia antioxidante que el organismo absorbe con mucha facilidad, por ello, el consumo de cebollas dentro de una dieta equilibrada o un remedio casero puede resultar beneficioso.

Lee: Flavonoides: definición, tipos y beneficios

Limón

Siguiendo con la información que aportan los expertos de la Asociación 5 al día, tenemos que “el limón aporta una gran cantidad de vitamina C, y cantidades menores de otras vitaminas y minerales“. Sin embargo, en el ámbito popular se suele destacar su contenido de vitamina C, porque se considera que esta ayuda en gran medida a recuperarse de enfermedades pulmonares y otros problemas de salud tan comunes como puede ser un resfriado.

Miel

La miel es un alimento muy preciado en la botica de la abuela porque se le atribuyen varias propiedades medicinales, sobre todo antioxidantes y antebacterianas, que serían las responsables de brindar el alivio en caso de sufrir enfermedades pulmonares u otras molestias.

¿Quieres controlar los síntomas de las enfermedades pulmonares? Entonces no dudes en probar esta preparación. Eso sí, procura mantener siempre la moderación y tener en cuenta lo que te indique el médico, especialmente si tu enfermedad tiende a presentar complicaciones o crisis.

  • Branley, H. M. (2012). Systemic diseases and the lung. Medicine (United Kingdom). https://doi.org/10.1016/j.mpmed.2012.03.003
  • Rogerio, A. P., Kanashiro, A., Fontanari, C., Da Silva, E. V. G., Lucisano-Valim, Y. M., Soares, E. G., & Faccioli, L. H. (2007). Anti-inflammatory activity of quercetin and isoquercitrin in experimental murine allergic asthma. Inflammation Research. https://doi.org/10.1007/s00011-007-7005-6
  • Mandal, M. D., & Mandal, S. (2011). Honey: Its medicinal property and antibacterial activity. Asian Pacific Journal of Tropical Biomedicine. https://doi.org/10.1016/S2221-1691(11)60016-6
  • Oikeh, E. I., Omoregie, E. S., Oviasogie, F. E., & Oriakhi, K. (2016). Phytochemical, antimicrobial, and antioxidant activities of different citrus juice concentrates. Food Science & Nutrition. https://doi.org/10.1002/fsn3.268