7 consejos para una relación de pareja satisfactoria

Una relación satisfactoria es aquella en la que ambos miembros se sienten valiosos, amados, respetados y seguros. Descubre las claves para construir un vínculo de este tipo.
7 consejos para una relación de pareja satisfactoria
Elena Sanz

Escrito y verificado por la psicóloga Elena Sanz.

Última actualización: 17 febrero, 2022

Un vínculo de pareja puede ser fuente de grandes alegrías o de importantes tormentos. Por un lado, la pareja ofrece amor, apoyo, validación y compañía. Esto te hace sentir valioso, seguro y feliz. Por otro lado, si las cosas no van bien, el día a día puede convertirse en una pesadilla. Así, es importante conocer las claves para tener una relación de pareja satisfactoria.

Lejos de lo que puedes llegar a pensar, tener una relación feliz no depende del azar. Tú, con tus decisiones diarias construyes vínculos que merecen la pena o te conformas con una versión mediocre de lo que podría ser. Cuando veas a una pareja sólida y saludable, no envidies su aparente buena fortuna y, por el contrario, date cuenta de qué acciones toman para nutrir esa relación.

¿Cómo tener una relación de pareja satisfactoria?

Si tú también quieres disfrutar de la felicidad, la seguridad y la plenitud en tu relación de pareja, a continuación te proponemos algunos pasos que te acercarán a tu objetivo. Presta atención.

Realiza un trabajo personal

Cuando hay problemas de pareja, se tiende a culpar al otro de que todo vaya mal; pero, en realidad, cada uno debe hacerse responsable de su vida. Por esto, para tener una relación de pareja satisfactoria es fundamental realizar un trabajo personal; esto es, hacerte cargo de tus heridas, carencias y necesidades antes de vincularte con nadie.

Esto puedes hacerlo por tu propia cuenta, pero siempre es más sencillo realizarlo en compañía de un profesional. Trabajar en ti te permitirá no necesitar a una pareja y, con esto, no establecer relaciones por dependencia o por miedo a la soledad. Serás más consciente de lo que necesitas y más capaz de tomar buenas decisiones.

Además, tener tus propios recursos y herramientas hará que no deposites en tu compañero la responsabilidad de hacerte feliz. Seréis dos personas completas que comparten una vida y esto cambia completamente el panorama.



Escoge a la persona adecuada

Cómo tener una pareja satisfactoria
El respeto y la amabilidad son la base de una pareja satisfactoria

Normalmente, no se le da importancia a la elección de la pareja. Se cree que se trata de una decisión irracional fruto de un amor incontrolable y en la que poco hay que hacer. Sin embargo, es una de las elecciones más importantes de la vida.

Así, es crucial escoger a una persona que posea buenos valores y que los demuestre con hechos. Al fin y al cabo, no quieres entregarte a una persona egoísta, manipuladora o cruel en nombre del amor. Debe ser alguien con quien seas compatible, que comparta tus mismas prioridades y proyectos de vida, y tenga una noción similar de lo que es la pareja.

Prestar atención en este punto evitará mucho sufrimiento y conflictos en el futuro. Es preferible escoger a la persona adecuada desde un inicio que pasar los años tratando de cambiar a quien tienes al lado porque no se adecúa a tus necesidades.



Ajusta las expectativas

Mantener unas expectativas realistas y razonables es esencial para disfrutar de una relación de pareja satisfactoria. En ocasiones, se compara el vínculo actual con un concepto idealizado imposible de alcanzar.

Has de ser consciente de que las relaciones evolucionan: el enamoramiento del principio, intenso y efervescente, va dando paso a una conexión más madura y calmada basada en la intimidad y el apoyo mutuo. Esto es natural y saludable. Si pretendes que todo continúe como al inicio, solo vivirás en la frustración y estarás perdiendo la oportunidad de disfrutar al máximo de las siguientes etapas.

Por otro lado, es importante conocer a tu compañero y, también, conocerte a ti mismo. Asimismo, deberías saber qué vas a ofrecer y qué puedes esperar recibir. Tener claro el tipo de dinámica que ambos queréis establecer ayudará a evitar malentendidos y expectativas insatisfechas.

Aprende a manejar los lenguajes del amor

Es interesante conocer los tipos de abrazos
Comprende y cuida a tu pareja para alcanzar la felicidad.

En una pareja, la expresión de afecto es básica para que ambos integrantes se sientan amados y validados. Sin embargo, si no sabes transmitirlo adecuadamente, la otra persona puede sentir carencias en este aspecto, pese a que tu amor por ella sea profundo e intenso.

Gary Champan descubrió que existen cinco lenguajes del amor y que cada persona utiliza preferentemente alguno de ellos. Descubre cuál es el tuyo y cuál el de tu pareja. Trata de comunicar tus sentimientos de forma que el otro pueda recibirlos, comprenderlos y sentirlos como reales.

Refuerzo y dinámicas positivas

Con el paso del tiempo, muchas parejas caen en una rutina que les lleva a olvidar los motivos por los que se eligieron y a comenzar a tratarse de modo poco apropiado. Los conflictos son diarios y cualquier palabra, acción o gesto del otro causa crispación.

Este tipo de dinámicas negativas, llenas de reproches y críticas, se retroalimentan a sí mismas. Por esto, es importante prevenirlas siendo tolerantes, pacientes y comprensivos con la otra persona.

Algunos estudios han encontrado que esperar lo mejor de la pareja ayuda a aumentar la satisfacción. Esto es, interpretar lo que ocurre desde un prisma flexible y positivo, sin tomarlo personal y sabiendo que tendrás las herramientas para solucionar cualquier obstáculo.

Si un día tu pareja se muestra más fría o irritable de lo habitual, no pienses que ya no te ama, no respondas con más irritación o con reclamos. Sé indulgente, ponte en su piel y ten en cuenta que, quizá, simplemente tuvo un mal día en el trabajo.

Practica la comunicación asertiva

A pesar de seguir al pie de la letra los anteriores pasos es inevitable que en algún momento de la relación surjan conflictos, desacuerdos o discrepancias. En estos casos, la comunicación asertiva se convierte en la mejor aliada. Esta te invita a expresarte con claridad, con firmeza y con respeto. A exponer lo que sientes y necesitas al tiempo que escuchas también las necesidades del otro.

Es la vía más eficaz para llegar a acuerdos y hallar soluciones sin hacerse daño. Por ello, si a ti o a tu pareja os cuesta expresaros de este modo, es recomendable que comencéis a trabajar en ello.

La amabilidad siempre debe estar presente

Como última recomendación, recuerda que la clave de una relación de pareja satisfactoria es la amabilidad. Esto es lo que han encontrado John y Julie Gottman en sus investigaciones que afirman que la amabilidad es el predictor más importante de estabilidad y satisfacción en el matrimonio. Cuando el otro te trata de este modo, te sientes cuidado, valorado y seguro.

Ser amable con la pareja no implica ser complaciente o condescendiente ni esconder la ira; sino escoger las palabras y el tono apropiado, tener en cuenta sus sentimientos y preocuparte por su bienestar, incluso en los momentos de discusión. Por ello, no dudes en poner en práctica este principio.

El amor consumado es la base de una relación de pareja satisfactoria

En definitiva, para lograr una relación de pareja satisfactoria has de asegurarte de alcanzar lo que Sternberg denominaba «amor consumado»; este combina en equilibrio los tres elementos básicos del amor: pasión, intimidad y compromiso. Así, es importante cultivar cada uno de ellos y asegurarte de que siempre estén presentes.

El contacto físico y el deseo de estar junto al otro, la complicidad y la conexión emocional, y la firme intención de construir un futuro juntos son las bases para la felicidad en pareja. Procura cada día que tus acciones contribuyan a alimentar estos ingredientes y habrás alcanzado tu objetivo.

Te podría interesar...
Hábitos para tener una pareja feliz
Mejor con Salud
Leerlo en Mejor con Salud
Hábitos para tener una pareja feliz

¿Existirá una fórmula para ser una pareja feliz? En este artículo te contamos algunos hábitos para una vida de a dos maravillosa.



  • Gottman, J. M., & Gottman, J. S. (2008). Gottman method couple therapy. In A. S. Gurman (Ed.), Clinical handbook of couple therapy (pp. 138–164). The Guilford Press.
  • McNulty, J. K., & Karney, B. R. (2004). Positive Expectations in the Early Years of Marriage: Should Couples Expect the Best or Brace for the Worst? Journal of Personality and Social Psychology, 86(5), 729–743. https://doi.org/10.1037/0022-3514.86.5.729
  • Sternberg, R. J. (1986). A triangular theory of love. Psychological review93(2), 119.