Fractura de tibia y peroné: futbolistas que sufrieron esta grave lesión

Cuando se produce un choque fuerte entre dos futbolistas, la posibilidad de una lesión seria está presente para ambos. La tibia y el peroné son dos huesos propensos a lastimarse en este deporte.
Fractura de tibia y peroné: futbolistas que sufrieron esta grave lesión
Leonardo Biolatto

Revisado y aprobado por el médico Leonardo Biolatto.

Escrito por Fernando Clementin

Última actualización: 25 abril, 2022

El fútbol profesional, así como tantos otros deportes, está plagado de lesiones que podemos ver con lujo de detalles gracias a la televisación de los partidos. Entre ellas, la fractura de tibia y peroné es una de las más impresionantes porque es muy notoria a simple vista. Se trata de una lesión muy grave y que demanda una larga recuperación.

Este tipo de fractura es más frecuente en los deportes de contacto. Al tratarse de una lesión ósea, sucede ante un traumatismo fuerte contra otro jugador o un objeto, como puede ser el poste de la portería.

Cuando un jugador se rompe la tibia y el peroné, la imagen que brinda genera temor, preocupación y escalofríos, tanto para los presentes como para quienes observan el encuentro desde casa. La reacción más común entre los jugadores y la gente en las gradas es la de llevar las manos a la cabeza. Es un indicador de que algo serio ha ocurrido.

¿Qué son la tibia y el peroné?

La tibia y el peroné son dos huesos que se ubican entre la rodilla y el tobillo. La tibia es el hueso más grande entre ambos, se conecta a la articulación de la rodilla y soporta más peso. El peroné, en tanto, se ubica paralelo a la tibia, pero por la parte externa de la pierna.

Sin embargo, ambos huesos sí se unen en la articulación del tobillo. Además, en la parte superior el peroné encaja en la parte externa de la tibia, cerca de la rodilla.

Como se mencionó, se trata de una dolencia que surge a partir de un traumatismo fuerte; algo habitual en el fútbol o en otros deportes como el esquí, el ciclismo o el automovilismo. También puede darse a partir de una rotación forzada de la pierna.

Los síntomas de la fractura de tibia y peroné incluyen hinchazón y deformidad en la zona afectada, imposibilidad de soportar peso, hemorragia interna y, desde luego, mucho dolor.

Cabe señalar que hay un tipo de lesión de menor gravedad: la fractura de tibia por estrés, que se da ante estímulos repetidos o prolongados para un hueso. No obstante, aquí nos centraremos en la fractura como consecuencia de un golpe.



5 futbolistas que sufrieron fractura de tibia y peroné

Lamentablemente, muchos jugadores de fútbol han padecido una fractura de tibia y peroné a lo largo de su carrera deportiva. Algunos casos, por la espectacularidad del momento del impacto o por el contexto, son más recordados que otros.

Tibia y peroné lesionados en futbolista.
Las lesiones en la pierna son esperables en un deporte como el fútbol, con alto riesgo de contacto traumático en esa zona.

1. Eduardo Da Silva

Corría el mes de febrero de 2008 cuando el Arsenal de Londres disputaba un encuentro de liga ante el Birmingham. Todo transcurría con normalidad hasta que el delantero brasileño nacionalizado croata, Eduardo Da Silva, recibió una fuerte entrada del defensa Martin Taylor. Con la pierna derecha y los tapones de punta, el inglés impactó de lleno contra la pierna izquierda del atacante.

Las imágenes del momento y la reacción de sus compañeros lo dicen todo. Unas semanas más tarde, luego de la operación, Eduardo aseguró que la rápida acción de los fisioterapeutas le salvaron la carrera.

El delantero, que volvió a las canchas un año más tarde luego de perderse la Eurocopa 2008, admitió haber perdonado a su colega por la fuerte entrada recibida.

2. Aaron Ramsey

En 2010, otro jugador del Arsenal, en este caso un mediocentro, sufrió una doble fractura de tibia y peroné. Se trataba del galés Aaron Ramsey, tras una dura patada del jugador del Stoke City, Ryan Shawcros. La lesión fue en febrero, igual que en el caso de Eduardo.

Ramsey fue operado con éxito, pero se perdió casi todo el resto del año futbolístico. Su vuelta a los campos de juego se concretó a fines de noviembre de ese mismo año.

3. Djibril Cissé

Los jugadores ofensivos suelen ser más propensos a recibir patadas duras en el fútbol. Esto es así por su función en el equipo y por enfrentar a menudo a defensores muy rudos. Sin embargo, el caso de Cissé también tiene mucho de mala suerte.

El delantero francés jugaba para el Liverpool de Inglaterra cuando se quebró la tibia de la pierna izquierda en 2004. Fue en un encuentro ante Blackburn Rovers, en una jugada en la que un rival lo impactó desde atrás.

Menos de dos años después, Cissé se volvió a fracturar la tibia, ¡pero de la otra pierna! En este caso, la desafortunada acción se dio al disputar el balón con un rival. Así, poco tiempo antes de la Copa del Mundo de la FIFA 2006, el delantero se perdió la cita en la que su selección llegó hasta la final.

4. Robert Rojas

El defensor paraguayo Robert Rojas sufrió una fractura de tibia y peroné de su pierna derecha durante el debut de su equipo, River Plate de Argentina, en la Copa Libertadores 2022. El conjunto argentino ganaba 1 a 0 en Perú frente a Alianza Lima, cuando Rojas disputó un balón con el delantero Aldair Rodríguez y, tras una fuerte patada del atacante, padeció la grave lesión.

Tres días después, el paraguayo fue operado y se sumó otra complicación: un espasmo coronario obligó a los médicos a tener que estabilizarlo en el posoperatorio. En la actualidad, ya se encuentra bien y afrontará su recuperación.

Futbolista se recupera de una fractura de tibia y peroné en casa.
La recuperación en las fracturas de este tipo puede ser larga y demandar mucha fisioterapia.

5. Fernando Muslera

Ya nombramos delanteros, mediocampistas y defensores, pero faltaba un portero. El uruguayo Fernando Muslera completó este casillero en 2020 cuando se lesionó jugando para el Galatasaray de Turquía.

En un encuentro frente al Rizespor, Muslera chocó con el atacante marfileño Ismael Diomande, al defender la portería de su equipo. El uruguayo volvió a jugar a los siete meses, en enero de 2021.



La fractura de tibia y peroné es una lesión grave

Cada caso tiene sus particularidades, pero todos tienen un nexo conector que es la gravedad de la lesión y la larga recuperación que demanda. No obstante, lo positivo es que los futbolistas suelen volver a su estado de forma anterior a la fractura luego de la operación y la fisioterapia.

Está claro que se trata de un evento desafortunado y por el que ningún deportista desearía pasar. Una vez que se da una lesión ósea de este tipo, lo principal es auxiliar al afectado de inmediato y comenzar a trabajar para que recupere su salud lo más pronto posible.

Te podría interesar...
Yeso vs fibra de vidrio: ¿cuál es mejor para las fracturas?
Mejor con Salud
Leerlo en Mejor con Salud
Yeso vs fibra de vidrio: ¿cuál es mejor para las fracturas?

Tanto el yeso como la fibra de vidrio son opciones válidas para realizar inmovilizaciones. Aquí te comentamos sus beneficios y desventajas.