¿Es posible desintoxicar el hígado con un tratamiento con ajo?

El consumo de ajo beneficia la salud hepática. Sin embargo, hay ciertos mitos con respecto a su capacidad para desintoxicar. Descubre aquí la verdad.
¿Es posible desintoxicar el hígado con un tratamiento con ajo?
Maricela Jiménez López

Revisado y aprobado por la médico Maricela Jiménez López.

Última actualización: 22 octubre, 2022

Desde hace varias décadas se dice que es posible desintoxicar el hígado a través de diversos tratamientos, dietas, jugos y suplementos; entre estos, el ajo ha sido uno de los más populares. No obstante, en los últimos años los profesionales en salud y nutrición han hecho varias aclaraciones sobre los métodos detox.

Ahora mismo, estas prácticas están desaconsejadas, puesto que no hay evidencias sobre su seguridad y eficacia. Por el contrario, se ha determinado que su implementación puede ser contraproducente, en especial cuando se trata de regímenes estrictos. ¿Qué debes saber al respecto? Aquí te lo contamos.

¿Es importante desintoxicar el hígado?

En primer lugar, conviene aclarar que el proceso de desintoxicación no es como lo han explicado los promotores de la cultura detox. Ni el hígado, ni el colon, ni los riñones necesitan «impulsos» externos para eliminar las toxinas que filtran en el organismo.

Siempre y cuando estén en un óptimo estado de salud, este proceso lo realizan como parte de sus funciones naturales. El hígado —en particular— interviene en alrededor de 500 tareas de todo el organismo. De estas, la filtración y excreción de toxinas es una de las más destacadas.

Y aunque es cierto que algunos hábitos intervienen en su buen funcionamiento (una mala dieta, el sedentarismo, el tabaquismo, el consumo de alcohol, entre otros), lo cierto es que no hay un método de depuración que pueda revertir los daños o las dificultades que se originan en este órgano.

Una vez el hígado se enferma, se presentan síntomas variados como la ictericia, el cansancio prolongado, la hinchazón, las náuseas, la diarrea, entre otros. Estos signos no indican que es momento de implementar un plan detox. Más bien, es momento de acudir al médico para encontrar un tratamiento más adecuado.

Salud del hígado
El hígado, por sí mismo, tiene la capacidad de desintoxicar el cuerpo. No es necesario adoptar regímenes estrictos.


Entonces, ¿el ajo no ayuda a desintoxicar el hígado?

Como tal, el consumo de ajo no puede por sí mismo desintoxicar el hígado. De acuerdo a lo anterior, este órgano se encargará por sí mismo de este proceso, siempre y cuando esté saludable. Ahora bien, esto no quiere decir que no se puedan aprovechar las propiedades de este bulbo para promover la salud hepática.

El ajo (Allium sativum) es un alimento abundante en compuestos bioactivos que contribuyen a mantener un buen estado de salud. Como lo recopila una publicación en la revista Antioxidants, este alimento concentra lo siguiente:

  • Potasio.
  • Fósforo.
  • Zinc.
  • Azufre.
  • Niveles moderados de selenio, calcio, magnesio, manganeso y hierro.
  • niveles bajos de sodio.
  • vitamina A y C.
  • Vitaminas del complejo B.

Sumado a lo anterior, es una fuente interesante de antioxidantes como los polifenoles, flavonoides, taninos, aminoácidos, entre otros. De ahí su valor medicinal y su capacidad para contribuir al cuidado del hígado.

Eso sí, es necesario añadirlo en el marco de una dieta saludable y balanceada. Por sí solo no tiene efectos milagrosos.

Estudios sobre el ajo y la salud hepática

Si bien no hay evidencias sobre la capacidad del ajo para desintoxicar el hígado, sí hay estudios que asocian su consumo con mejoras en la salud de este órgano. Una investigación divulgada a través de Diabetes, Metabolic Syndrome and Obesity determinó que la ingesta de ajo en polvo ayudó a reducir la esteatosis hepática.

De igual manera, los investigadores observaron mejoras en la salud metabólica y una disminución de la comorbilidad en pacientes con hígado graso no alcohólico. Resultados similares divulgó otro estudio a través de British Journal of Nutrition. En este, se concluyó lo siguiente:

La suplementación con ajo en polvo mejoró las características hepáticas y el perfil de lípidos entre los pacientes con hígado graso no alcohólico.

Por su parte, el libro “The Liver. Oxidative Stress and Dietary Antioxidants” detalló  que el consumo de ajo promueve la salud y el bienestar, sobre todo a nivel hepático. En concreto, genera los siguientes efectos:

  • Menos riesgo hígado graso alcohólico y no alcohólico.
  • Prevención de la lesión hepática inducida por fármacos.
  • Disminución de las infecciones hepáticas.
  • Prevención de la enfermedad hepática autoinmune.
  • Menos riesgo de la enfermedad fibrogénica.
  • Prevención de los trastornos hepáticos y del cáncer de hígado.

¿Cómo consumir ajo para ayudar al hígado a desintoxicar el cuerpo?

El consumo de ajo crudo es la mejor forma de aprovechar sus propiedades. A menudo, su cocción disminuye la disponibilidad de sus nutrientes. De todos modos, también está disponible a modo de suplementos comprimidos y en polvo. 

La dosis sugerida puede variar. Por eso, es conveniente consultar la etiqueta del producto. Asimismo, hay quienes lo preparan con un poco de aceite de oliva para facilitar su ingesta. En este caso, se tritura un diente de ajo y se combina con una cucharada de aceite de oliva. La mezcla puede ingerirse en ayunas.

Por supuesto, cabe recordar que esta ingesta debe estar acompañada de una dieta saludable y variada. Además, hay que incrementar el consumo de agua. Según un estudio en Evidence-Based Complementary and Alternative Medicine, el agua participa en la mayoría de funciones fisiológicas del hígado.

Lo idóneo es consumir alrededor de dos litros de agua al día. Sin embargo, esta necesidad puede aumentar según el nivel de actividad física, la edad o el estado de salud.}

Ajo en polvo
La suplementación con ajo complementa la dieta para cuidar el hígado.


Cuidar el hígado es la clave

Queda claro que ni el ajo ni otros suplementos pueden desintoxicar el hígado. Este órgano, en condiciones normales, filtra por sí mismo los desechos del organismo. Aun así, mejorar la alimentación y adoptar un estilo de vida saludable ayuda a que cumpla estas funciones sin problema.

De modo complementario, ingerir ajo crudo o en polvo puede ser útil para promover la salud de este órgano. Sus antioxidantes, vitaminas y minerales son claves para reducir el riesgo de enfermedades. ¿Te animas a consumirlo con más regularidad?

Te podría interesar...
8 alimentos para depurar el hígado naturalmente
Mejor con Salud
Leerlo en Mejor con Salud
8 alimentos para depurar el hígado naturalmente

Consumir algunos alimentos ayuda a que el hígado pueda depurar el cuerpo. Te contamos cuáles son los más recomendados.



  • Kalra A, Yetiskul E, Wehrle CJ, et al. Physiology, Liver. [Updated 2022 May 8]. In: StatPearls [Internet]. Treasure Island (FL): StatPearls Publishing; 2022 Jan-. Available from: https://www.ncbi.nlm.nih.gov/books/NBK535438/
  • Ansary J, Forbes-Hernández TY, Gil E, Cianciosi D, Zhang J, Elexpuru-Zabaleta M, Simal-Gandara J, Giampieri F, Battino M. Potential Health Benefit of Garlic Based on Human Intervention Studies: A Brief Overview. Antioxidants (Basel). 2020 Jul 15;9(7):619. doi: 10.3390/antiox9070619. PMID: 32679751; PMCID: PMC7402177.
  • Soleimani D, Paknahad Z, Rouhani MH. Therapeutic Effects of Garlic on Hepatic Steatosis in Nonalcoholic Fatty Liver Disease Patients: A Randomized Clinical Trial. Diabetes Metab Syndr Obes. 2020 Jul 7;13:2389-2397. doi: 10.2147/DMSO.S254555. PMID: 32753923; PMCID: PMC7354004.
  • Sangouni AA, Mohammad Hosseini Azar MR, Alizadeh M. Effect of garlic powder supplementation on hepatic steatosis, liver enzymes and lipid profile in patients with non-alcoholic fatty liver disease: a double-blind randomised controlled clinical trial. Br J Nutr. 2020 Aug 28;124(4):450-456. doi: 10.1017/S0007114520001403. Epub 2020 Apr 21. PMID: 32312333.
  • Zou, L., Zhang, R., Gao, H., Xiao, J., & Tipoe, G. L. (2018). Garlic and Liver Diseases. In The Liver (pp. 337–347). Elsevier. https://doi.org/10.1016/b978-0-12-803951-9.00028-8

Los contenidos de esta publicación se redactan solo con fines informativos. En ningún momento pueden servir para facilitar o sustituir diagnósticos, tratamientos o recomendaciones de un profesional. Consulta con tu especialista de confianza ante cualquier duda y busca su aprobación antes de iniciar cualquier procedimiento.